Como ganar dinero con su blog, Servidores blog, Plantillas para bajar, Contadores de visitas, Adsense, Estadísticas y mucho más.
-
-

21 abr. 2012

SEO: Inversión a Largo Plazo

Algunas personas –para no decir muchas- visitan al dentista solo cuando les duele un diente, en vez de hacerlo al menos una vez al año como medida preventiva para evitar problemas de caries.

En el mundo real, sucede lo mismo con el servicio SEO.

Algunos buscarán un servicio de posicionamiento en buscadores SEO cuando perciben que su sitio no está posicionado donde quisieran… pero nada más allá. Una vez que consiguen este objetivo, creen que es hora de decir adiós al servicio – lo mismo que el dentista. Se olvidan de él hasta que les duela otro diente.

Sin embargo, cualquier servicio o trabajo de un SEO debería ser considerado dentro de la estrategia y el presupuesto de la empresa, así como el pago mensual de la hipoteca, el servicio de luz, el agua potable, etc.

¿Hasta cuándo?

Eso quizás dependa de variables como:

El presupuesto
La expectativa del servicio
El servicio recibido (los resultados)

Alguna vez mencionamos que el “SEO es un proceso, no un proyecto”, tratando de dejar claro que un servicio SEO contratado por horas jamás sería igual a un contrato semestral o inclusive anual… o sin fecha de terminación.

Obviamente, hacerle comprender esto a las personas que desconocen del tema SEO es algo extremadamente complejo, sobre todo cuando hacen una contratación temporal, esperando que sus sitios no se des-posicionen conforme pasan los meses.

Sin embargo, parte de la evangelización del tema -aún en estos tiempos de crisis- debe ir enfocada en hacer del SEO una inversión a largo plazo…

Vasta mencionar que Google trabaja todos los días en su algoritmo, Y NO DESCANSA!!!. Mostrar este video validará que es la realidad del “mundillo” SEO.

El mismo Google menciona esto:

Si está considerando la posibilidad de contratar a un SEO, cuanto antes lo haga, mejor!

Y no dice por cuánto tiempo, pues quizás “Nunca” es el mejor tiempo para decirle adiós…

ARCHIVO DEL BLOG