Como ganar dinero con su blog, Servidores blog, Plantillas para bajar, Contadores de visitas, Adsense, Estadísticas y mucho más.
-
-

11 abr. 2012

Escapar del trabajo de mentira

Trabajo como un burro pero veo resultados. Una frase que cada vez escucho más y que suele tener origen en una tendencia cada vez mayor: nos dejamos engatusar por montones de tareas que no dan en resultados, y que nos alejan de las cosas que nos dan resultados. Es el trabajo “de mentira”.

ACTIVIDAD vs. PRODUCTIVIDAD

HACER vs. CONSEGUIR

MOVERME vs. AVANZAR

Hacer estas tareas, dedicar tu tiempo al trabajo de mentira, es como saltar a la comba: actividad, esfuerzo, entretenimiento, tiempo… pero en realidad no no te mueves del sitio, no avanzas, no caminas hacia delante; pero te hacen creer que sí lo haces. Son tareas y actividades golosas y engañosas que por lo general cumplen alguno de estos puntos o todos ellos.

Las hacemos por rutina, tradición o porque nos lo han dicho otros. No nos planteamos no hacerlo.

Son actividades indoloras, que individualmente no exigen ni mucho tiempo ni esfuerzo (el problema sobreviene cuando se suman).

Son cosas que al hacerlas (actividad y movimiento) transmiten una falsa sensación de progreso.
Son actividades entretenidas o agradables.

A veces nos permiten conectar o interactuar con otros (leyendo, debatiendo, respondiendo, comentando) lo que acrecenta la satisfacción.

Ni son el corazón de tu trabajo ni las necesitas para tu trabajo.

No tienen nada que ver con tus objetivos y metas.

Cada persona tiene (o puede tener) su propio trabajo de mentira. Yo siempre invito a cada uno a descubrirlo. Mediante un ejercicio de revisión de rutinas y tu agenda puedes detectar si caes o no en estas actividades. No presumas nada, no pases por alto ninguna tarea, pásalas todas por el microscopio, por el tamiz de tus objetivos y resultados. (Muchas tareas diarias pueden llegar a ser trabajo de mentira.)

Y si detectamos en algún rincón trabajo de mentira, se impone actuar. Lo peor que podemos hacer con este tipo de tareas es dejarlas ahí con nosotros. Porque es como aplazar una deuda a que vas a seguir pagando el resto de tu vida. Ese trabajo de mentira sólo sirve para robar calladamente tiempo, esfuerzo y resultados. Justo lo que buscamos todos.

ARCHIVO DEL BLOG